A mi manerA

El eslogan de Alfredo del Mazo Maza.

*Sólo buenos deseos.

*Año tormentoso.

*Chínguere por las nubes…

 

Por Julio A. AGUIRRE

 

Buscando lo que deseo voy perdiendo el deseo de lo que busco. Antonio Porchia.

Lo de siempre, como siempre y para siempre.

Pues aquí estamos como siempre. Iniciamos un nuevo año y el simple hecho de estar ¡ya es ganancia! El agradecimiento por un año más de vida, o un año menos de vida –cuestión de enfoques- nadie, ni los políticos, nos los quita.

Como mexicanos católicos y agradecidos cada quien A su manerA se manifiesta.

Empezamos el año, para variar, endrogados al máximo. Quizá no se resienta la resaca económica aún, pero pasando el 6 de enero entonces sí, a parir cuates.

Empezamos el 2018 con alzas. El gas, la gasolina y en nuestro querido Estado de México impuestos hasta el chínguere. Han subido, autorizado no, hasta el precio de la tortilla.

Sí todos los años es lo mismo qué caso tienen quejarnos? No poner el grito en el cielo nos convertiría en conformistas, en resignados, y los mexiquenses  y mexicanos no estamos para esas cosas.

Las circunstancias no cambian. Muchos dichos y poco los hechos. Buenos deseos y nada más. El prometer y desear no cuesta nada.

La misma historia de cada 365 días. El diputado, el alcalde, el secretario, el gobernador, el presidente de México deseando a sus gobernados un próspero Año Nuevo.

El tiempo pasa y no se han dado cuenta que no es lo mismo desear que otorgar. No terminan por entender que el bienestar del ser humano está, justamente, en las manos, en la visión y el talento de los servidores públicos.

Si el Estado de México está jodido, si el país está jodido no es culpa nuestra, eso se los firmo y se los cumplo.

NUEVO ESLOGAN

El verdadero heroísmo está en transformar los deseos en realidad y las ideas en hechos. Alfonso Rodríguez Castelao.

Pasaron cien días de gestión de Alfredo del Mazo Maza como gobernador del Estado de México, justos para lanzar la nueva imagen institucional de su administración con la cual se distinguirá hasta el 2023.

“Edomex. Decisiones Firmes, resultados fuertes”. Está chido diría la juventud. Bueno, la neta no hay eslogan de gobierno, cualquier tipo, que sea feo. Todos son bonitos, esperanzadores, soñadores. Llenos de buena fe y gran voluntad.

Déjenme insistir por favor –recuerden que mi terquedad es mi carta de recomendación-,

los eslóganes del gobierno son como los buenos deseos cuando abrazamos un año nuevo.

Debe, sin embargo, ser un reto cumplir lo prometido.

Qué cosas tiene y ofrece la política. Para alcanzar la fama y el poder la lengua debe estar bien  educada y afilada; entre más se prometa mayores posibilidades de triunfar, pero cuando alcanzan su objetivo existe una regla elemental que nunca aplican. Cerrar la boca, hablar lo menos posible, dejarse de promesas como si continuaran en campañas, y trabajar, pensar y dar, sobre todo esto.

Año complejo -¿qué año no lo es?- para el Estado de México y el país. En suelo mexiquense se buscarán 125 sillas municipales y los curules necesarios para aprobar leyes desde el Poder Legislativo.

2018 año en que el país renovará al Poder Ejecutivo, entre otros cargos de elección popular.

Año de mentiras y traiciones. Año cabrón, bastante cabrón para todos.

Rechazo…Cuando el anterior gobernador, Eruviel Ávila despenalizó la venta de bebidas a menores de edad, ningún empresario alzó la voz o propuso algún tipo de fundación para tratar que la juventud consumiera alcohol, pero se les da a conocer que se incrementara el IVA y lo rechazan, manifestó Carlos Sánchez Sánchez, Coordinador del grupo parlamentario del Partido del Trabajo en el Congreso local.

El caso, señor Sánchez, no es tapar una grave equivocación con otra igual o mayor. Sabrá usted el alto aumento en el consumo del alcohol en la juventud; ingerir alcohol es un tremendo vicio del que no todos pueden salir una vez entrando por esa puerta falsa.

No es suficiente subir los costos para bajar el número de bebedores; quién está atrapado en las redes del vicio pueden llegar a engañar y robar para calmar la sed.

Qué lástima que el ejecutivo estatal haya encendido el fuego y ustedes, diputados, intentar apagarlo enviando más alcohol al fuego.

Tal vez lloré o tal vez reí/ tal vez gané o tal vez perdí/ ahora sé que fui feliz y si lloré también ame, puedo seguir hasta el final…A mi manerA.

Correo electrónico: aguirre@8columnas.com.mx

 

 

Artículos similares