A mi manerA

Alfredo del Mazo Maza. La misión continúa.

*”Bajo cero”.

*Ayuntamientos, “helados”.

*Por el Edomex. Por México.

Por Julio A. AGUIRRE

 

Mal acabará quien pretenda adentrarse en el futuro ignorando lo que sucedió en el pasado, porque entonces no vivirá el presente. Proverbio oriental.

Reza el dicho que lo que no mata fortalece, aunque ya guardo mis dudas.

A cinco meses de ganar las elecciones presidenciales –mismo tiempo que como Presidente Electo, Andrés Manuel López Obrador ha actuado como el mandón en el país- la temperatura política en el país ha bajado considerablemente. Los mexicanos, la mayoría, estamos sudando frío ante lo que hemos visto, y la incertidumbre de lo que sucederá.

Ciertamente son más los ilusionados por el tan esperado y a la vez anunciado cambio…aunque más vale pájaro en mano que ciento volando.

Hablando del país, la hermosa República Mexicana presentará variantes tajantes. Tendremos que acostumbrados a otra clase de vida. Unos no estarán tan bien y otros dejarán de estar tan mal. Es la promesa de campaña del próximo Presidente Constitucional. Es por ello, entre otra cosas, que la mayoría de los ciudadanos dieron el espaldarazo al político tabasqueño.

Empezar de cero tiene su pro y su contra. El país que nos ha prometido López Obrador requiere de mucho más que un sexenio. México es grande y sus prioridades de mayor tamaño.

En el Estado de México la labor de su ejecutivo estatal será titánica; lo bien hecho durante su primer año de labores requiere de mantener y redoblar el paso. Esto se ve posible dada la disposición y entendimiento entre Alfredo del Mazo Maza y el próximo Presidente Constitucional, Andrés Manuel López Obrador.

La entidad mexiquense, sin minimizar a ningún otro estado, es especial. Un Estado que cuenta con más habitantes que un país, deberá ser tomado en cuenta por ambas partes a la hora en la repartición de recursos.

A nivel federal inicia una nueva administración; a nivel estatal apenas se ha recorrido uno de seis años y, lo complicado y a la vez grave: En la entidad mexiquense se inicia de “bajo cero” en los 125 ayuntamientos que la dan forma y cabida a más de 17 millones de ciudadanos.

CARGA PESADA

Comienza haciendo lo que es necesario, después lo que es posible y de repente estarás haciendo lo imposible. San Francisco de Asís.

Lo que está pasando en esta tierra es de lamentarse, preocuparse y ocuparse. Los presidentes municipales que están por entregar el poder han dejado en la ruina sus palacios. Cabe destacar que de ello no tiene la culpa Alfredo del Mazo y menos Andrés Manuel López Obrador.

Son polvos de otras épocas, sin embargo no debe existir perdón ni olvido.

Sería inaudito que mientras la mayoría de los aún ediles busquen y se acomoden en otros cargos para aumentar sus fortunas, los paganos sean el pueblo, el nuevo presidente municipal, el gobernador del Estado de México y el Presidente Electo de México.

Las deudas se pagan. Los compromisos se cumplen pero la ley no debe ser ciega y sorda. Lo hemos manifestado siempre. Con tal de sentarse lo más pronto posible los alcaldes electos reciben lo que les dejan sin mirar siquiera al baño y constatar que no hay papel ni siquiera agua.

Obviamente vienen de inmediato las quejas. Nada pueden hacer porque los que se fueron dejaron las arcas vacías y deudas por todos lados. Estirar la mano es fácil, los pretextos abundan, y las obras y acciones no llegan faltando asín a la palabra empeñada con la sociedad.

Los pleitos ante el estira y afloja entre el gobierno estatal-Poder Legislativo-la Presidencia del país deberán actuar con mano firme si no quieren ser ellos los paganos de muchos sin vergüenzas que en tres años cambiaron su vida social, personal y familiar.

No hay colores ni siglas partidistas. Alfredo del Mazo no es ni se debe al Partido Revolucionario Institucional. Andrés Manuel López Obrador dejó de ser el líder del partido Morena para convertirse en el comandante en jefe de todos los mexicanos.

Como tal han de portarse. Como tal deben actuar. Nunca es tarde para acabar con los corruptos. No será con “amor y paz” o “perdón y olvido” como se consigue la transformación de un país más jodido que las mangas de un chaleco.

¡Qué él Señor nos agarre confesados en el próximo 2019!

La voz del pueblo… La práctica hace al maestro. Albert Einstein dijo que el genio consistía en 1% de inspiración y 99% de transpiración. La acción es lo que hace la diferencia.

Tal vez lloré o tal vez reí/ tal vez gané o tal vez perdí/ ahora sé que fui feliz y si lloré también ame, puedo seguir hasta el final…A mi manerA

Correo electrónico: aguirre@8columnas.com.mx

Pie de fotos…………………………………

Alfredo del Mazo Maza. La misión continúa.

Andrés Manuel López Obrador. Al mal paso darle prisa.

 

Artículos similares