A mi manerA

Roberto Madrazo Pintado. ¿Pero qué necesidad?

* ¡Santo Madrazo!

* ¿Por qué hasta ahora?

* Ojo con Mario Santana.

Por Julio A. AGUIRRE

 

El que revela el secreto de otros pasa por traidor, el que revela el secreto propio pasa por imbécil. Francois-Marie Aroet de Voltaire.

Recuerda usted aquel spot elaborado y pagado por Elba Esther Gordillo que decía más o menos ¿Usted le cree a Roberto Madrazo? Sucedió luego del pleito entre ambos personajes cuando el político tabasqueño era líder nacional del Partido Revolucionario Institucional, y la entonces líder de los maestros ocupaba la secretaría General del mismo partido.

Quizá tenga en mente el mes de octubre del 2007 cuando el mismo Roberto Madrazo Pintado tomó participación en el maratón de Berlín recibiendo medalla y que fuera descalificado por los jueces al comprobar que había tomado un atajo para llegar a la meta.

¡Ah que “Don Robert”, vivillo desde chiquillo solemos decir en el rancho!

Le encanta ganar sin importar las formas y pensando solo en el fondo de las competencias. Si alguien duda de ello puede preguntarle a Arturo Montiel Rojas, ex gobernador del Estado de México cómo se las gasta y de qué es capaz el que fuera candidato del PRI a la Presidencia de la República.

Para qué desenterrar viejos y malos –también divertidos- recuerdos, preguntará usted.

Simple, Roberto aún en el retiro –aunque un político nunca se reirá- acaba de soltar un madrazo como suele acostumbrar para tumbar a un elefante con sus recientes declaraciones.

Hubo fraude en las elecciones del 2006. El ganador fue Andrés Manuel López Obrador, soltó la bomba.

Debieron pasar 12 años para que Madrazo Pintado reconociera que las actas que él recibió y que no las entregó “porque nadie se las pidió”; y que el costo político de darlas a conocer hubiese dinamitado la vida democrática del Instituto Federal Electoral, del sistema político y de la vida democrática del país, expresó.

Vaya, vaya, vaya. Si Roberto, el señor de los Madrazos salta hoy con su “velda” buscando ser reconocido como un “Niño Héroe” y que con su silencio salvó al país, está pero bien jodido.

¿Qué pretende Madrazo con su declaración? Los motivos de su silencio no convencen y menos conmueven. Quedarse callado ante un hecho de tal magnitud es, para quien escribe, una bajeza, un fraude, un enemigo del, país, un oportunista y un derrotado.

Y pensar que existen algunos políticos del Partido Revolucionario Institucional (PRI) que incrédulos se preguntan por qué se ha desmoronado el partido tricolor si ellos son unos santos, casi, casi sintiéndose los amos del México bueno, nuevo y reluciente que solo en su imaginación cabe; aclarando que no todos son iguales.

Lo único que falta en este circo de tres pistas es que surja el “Amor y Paz” de Andrés Manuel López Obrador y premie a Roberto con un gran cargo en su gabinete.

¿Ya ven cómo para ser un político famoso no se requieren conocimientos, ética, entrega, profesionalismo y amor al prójimo? No señores, hay muchos casos donde los grandes cargos se requiere de madrazos por aquí, madrazos por allá y maderazos acullá.

Felicidades a “Don Robert”, él si supo utilizar el Madrazo para alcanzar “casi” todo lo que se planteó.

La voz del pueblo. Lo que fue ayer no será, que el tiempo no anda para atrás. El pasado está completo y no volverá, deja tus complejos, tus traumas o tus inseguridades en el pasado.

Señalamientos…en este mar de dudas, confusiones, rumorees, chismes y posibles acomodos que vive hoy el Revolucionario Institucional, partido a la deriva sin una cabeza que los guíe rumbo a la recuperación del golpe asestado por Morena, se comenta que pasará al menos un mes para que con el cambio de dirigencia estatal pueda retomar el ritmo de trabajo y cohesione a las dolidas estructuras.

Hay un nombre que han sumado a la lista de candidatos. Se llama Mario Santana Carbajal quien se reeligió como alcalde de Villa Victoria. Los hechos dicen que Mario Santana ha ganado todas las competencias electorales; reconocen que su participación fue parte fundamental para ganar el Distrito local y que cuenta con el apoyo de muchos priistas que desean un líder estatal ganador.

Fuera de los grandes reflectores, persona seria, sencilla, humilde y trabajadora, Mario Santana Carbajal puede presumir como carta de recomendación los resultados obtenidos y su fidelidad al partido, le pasamos el comentario tal cual.

Tal vez lloré o tal vez reí/ tal vez gané o tal vez perdí/ ahora sé que fui feliz y si lloré también ame, puedo seguir hasta el final…A mi manerA.

Correo electrónico: aguirre@8columnas.com.mx

Artículos similares