A mi manerA

Por Julio A. AGUIRRE

2

* “Programa de ética”
* Mucho ruido…
* ¿Cambio real en el PRI?

El que tiene muchos vicios, tiende muchos amos. Plutarco.
Militantes con cola que les pisen existen en todos los partidos políticos de México.
En la entidad mexiquense, la labor de sanear las filas será intensa para algunos y titánica para otros, entre estos el Partido de la Revolución Democrática (PRD) que bien se ha dicho -ante los hechos resulta inútil defender lo indefendible- vive la peor época en la historia del sol azteca.
Así, ante un panorama frío y sombrío la dirigencia estatal anunció el arranque de su proceso interno para la designación de candidatos a alcaldes y diputados locales; los interesados deberán atender un “Programa de ética” que los obliga a someterse al examen antidoping, presentar su declaración patrimonial y financiera, y tener disposición, en caso de ser requeridos, por el Ministerio Público estatal o federal.
Omar Ortega Álvarez, presidente del partido amarillo, anunció la apertura de un portal de Internet para que los ciudadanos puedan hacer señalamientos “probados” sobre los futuros candidatos, a quienes en caso de comprobarles algunas anomalías se les retirará la acreditación para participar en los comicios del 7 de junio. Tristemente, al Partido de la Revolución Democrática le llevó mucho tiempo actuar como hoy propone. No sólo no entendieron, sino que han solapado a militantes, que a decir de la justicia, han resultado verdaderos hampones.
La lista es larga y vergonzosa. Lo sabe la dirigencia estatal y nacional, lo ha sufrido en carne propia la ciudadanía, y lo han aprovechado los partidos de oposición para, día a día enterrar más, electoralmente hablando, al adversario. Esto nos parece injusto y poco ético. No tiene perdón quien le pega a un caído.
Acción Nacional y el Partido Revolucionario Institucional que están lejos de ser “santos”, no deben ver al partido del Sol Azteca como un escollo para alcanzar sus objetivos en el Estado de México y el país.
El Partido de la Revolución Democrática carece de brújula, Jesús Ortega, Jesús Zambrano y Carlos Navarrete la han perdido; razón de más para que el PRD en el Estado de México sea visto como un “lisiado” en la vida democrática. ¡Qué pena!
POCA FIESTA
Donde truena un hecho, ten la certeza de que ha relampagueado una idea. Ippolito Nievo.
Cuando el gobierno del Estado de México anunció cambios en el gabinete, pensamos que una vez más, los movimientos impactarían pensando en el beneficio ciudadano. Obviamente, nos equivocamos y seguiremos esperando que dicha reestructuración se de pronto.
Sin pretender minimizar el evento celebrado en el Salón Adolfo López Mateos del Palacio de Gobierno, se hizo saber a los medios de comunicación la decisión del gobernador Eruviel Ávila, de designar a Eduardo Gasca Pliego como nuevo titular de la Secretaría de Cultura y Deporte y a Heriberto Ortega Ramírez como secretario de Desarrollo Agropecuario.
Después del infaltable discurso de reconocimiento y agradecimiento al trabajo de los mencionados vino el clásico: gracias por su presencia.
Mmm, mucho confeti y poca fiesta.
Por razones antes expuestas el gobierno del estado ha sufrido modificaciones que
no le han permitido identificación plena y clara de los integrantes del gabinete con la sociedad.
Los cambios, suelen decir los políticos, son para mejorar; del conocimiento público que en la elaboración del gabinete presidencial, Enrique Peña Nieto llamó lo más connotado de la política en el estado de México quienes presentaron la renuncia al gobierno estatal.
Quien escribe, tuvo el “atrevimiento” entonces de señalar que la entidad mexiquense, catalogada cuna de grandes personajes, no era en realidad, tan amplia para llenar dos gabinetes. Ojo, hablamos de un gabinete presidencial y un equipo donde deben estar los más capaces y gobernar una entidad con casi 16 millones de habitantes como el Edomex.
Reiteramos que la cantidad, no es equiparable con la calidad. Seguimos esperando movimientos desde Palacio de Gobierno de la entidad; las necesidades ciudadanas lo demandan.
SE OREA EL PRI
No se llega a campeón sin sudar. Epícteto.
El anuncio que reiteradamente viene manejando César Camacho Quiroz, dirigente nacional del Partido Revolucionario Institucional, respaldado por Carlos Iriarte Mercado, líder estatal del tricolor de ceder el 50 por ciento de las candidaturas para mujeres y el 30 por ciento para jóvenes sabe a fresco, justo y necesario.
Quiere decir que ¡por fin! el Revolucionario ha decidido “jubilar” a los viejos que ciertamente apoyaron en el engrandecimiento del partido pero en estos momentos su presencia es reclamada por nietos y/o bisnietos. De llevar a la práctica tan cacareado discurso, el partido habrá dado un paso importante, ellos y el país requieren sangre joven, ideas nuevas y proyectos diferentes.
Pero, otra vez ese maldito pero que no nos abandona.  ¿Hacen a un lado a los viejos para dar cabida a los jóvenes, hijos de los “jubilados”?
En muchos casos todo apunta que así será y se irán los nombres pero se mantendrán los apellidos, y con ello, las mismas ideas. Los puestos no se heredan. El priísmo de la vieja guardia debe dejar que el “cachorro” se defienda y busque el alimento con sus propios argumentos, de lo contrario en el PRI todo seguiría igual.
Tal vez lloré o tal vez reí/ tal vez gané o tal vez perdí/ ahora sé que fui feliz y si lloré también amé, puedo seguir hasta el final…A mi manerA.
Correo electrónico: aguirre@localhost

Artículos similares