Asume cargo Obispo Auxiliar

Ungen a Maximino Martínez… El cardenal Norberto Rivera Carrera encabezó la misa de recepción del nuevo Obispo Auxiliar de la Diócesis de Toluca, Maximino Martínez, quien por mandato del Papa Francisco, estará en apoyo al obispo titular, Francisco Javier Chavolla Ramos. La fiesta de la feligresía católica tuvo lugar en la Catedral de la capital mexiquense. (Foto: Juan Hernández)

* Cardenal Norberto Rivera asiste a misa de bienvenida de Maximino Martínez como jerarca de la Diócesis de Toluca.

Guillermo GUADARRAMA

A petición del obispo de Toluca, Francisco Javier Chavolla Ramos, el Papa Francisco nombró Obispo Auxiliar a Maximino Martínez Miranda, ex Obispo Diocesano de Ciudad Altamirano.
El Obispo Auxiliar ha vivido problemáticas como el hambre, la desolación, violencia y ha caído en el hospital por un accidente, es por eso, que fue elegido para esta misión ya que sus experiencias le han servido para saber de qué manera actuar para resolver cualquier caso.
Así lo dio a conocer el Arzobispo Primado de México, Norberto Rivera Carrera en la bienvenida para Maximino, a la postre de su toma de posesión y durante una homilía para celebrar este acontecimiento.
El Cardenal de México, reconoció el trabajo del nuevo Obispo Auxiliar de Toluca, Maximino Martínez Miranda, durante su estancia en Tierra Caliente al frente de la Iglesia en Ciudad Altamirano, por lo que aseguró, su apoyo en la Catedral de Toluca consagrará las acciones espirituales de los laicos.
En este sentido, mencionó los temas de pobreza, secuestro, hambre y muerte que experimentó Martínez Miranda, y que han obligado a muchos pobladores de esta zona del estado de Guerrero a emigrar a otras regiones.
Este nombramiento fue concedido por el Papa Francisco desde el pasado 28 de octubre, no obstante, fue hasta este miércoles cuando se tomó posesión de este oficio a Maximino Martínez.
Durante el mensaje de bienvenida por parte de Chavolla Ramos, anunció que la llegada del nuevo Obispo Auxiliar permitirá ayudar a continuar con la enseñanza de la Iglesia para hacer frente a las grandes interrogantes de la vida actual.
“Has vivido la pobreza de tu amada Ciudad Altamirano y como consecuencia de esa pobreza, el hambre, junto con el temor, la angustia y la desolación de Tierra Caliente por los secuestros, los muertos y tanta violencia que han obligado a muchos a emigrar”.
En última instancia, el Obispo Auxiliar de Toluca, agradeció a las autoridades eclesiásticas presentes por el nuevo mandato emitido por el Vaticano y ofreció su experiencia a los laicos.