Bullying escolar en Colombia llega al 40%

ENTREVISTA CON JAVIER JIMÉNEZ

El gobierno colombiano está comprometido en reducir la violencia escolar y en particular el bullying homofóbico, un fenómeno que cada día aumenta en América Latina, mediante fuertes políticas públicas en la materia.
En Colombia hay más de nueve millones de estudiantes, 40 por ciento han sufrido algún tipo de acoso escolar, ya sea físico, verbal psicológico o sexual, según estadísticas del ministerio de Educación.
La violencia escolar y la no tolerancia a la diversidad, son factores que en Colombia llevan a la deserción de los estudiantes de las aulas de clase, la cual es del 4.6 por ciento, explicó en entrevista el subdirector de Fomento de Competencias, del ministerio de Educación, Javier Jiménez. Jiménez fue el representante de Colombia en el encuentro “Violencia Homofóbica y Transfóbica en las Instituciones Educativas de América Latina y el Caribe”, organizado por la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco), en esta capital.
La reunión regional, que contó con delegados de 12 países, tuvo como objetivo generar una discusión e intercambio de conocimientos y experiencias frente al fenómeno de la violencia y discriminación sexual a las comunidades LGTB
“Estamos enfrentando un fenómeno que implica poca aceptación de la sociedad a las expresiones de Homofobia y Transfóbica en los establecimientos educativos, lo que ha implicado un alto acompañamiento de lo que significa el concepto de familia en los contextos escolares”, sostuvo el funcionario.
En su opinión este fenómeno de violencia escolar se empieza a generar en los núcleos familiares por allí “habita el silencio funcional y no se dialoga con los niños, lo que se revierte en la escuela”.
Señaló que los estudiantes abandonan la escuela “porque se sienten acosados, maltratados, o porque sus expresiones, sexuales, no han tenido aceptación y han sido expulsados del establecimiento educativo o han llegado a sentirse amenazados o inseguros en la escuela”. Las autoridades del sector educativo avanzan en programas para que los estudiantes “se sientan aceptados, dentro de un contexto seguro y puedan recibir atención necesaria en caso que se presente un conflicto escolar”.
Es en este contexto que en Colombia surge la Catedra por la Paz, que fue aprobada en septiembre pasado por el Congreso para que entre en ejecución en todos los establecimientos educativos, en el primer semestre del 2015. “La Catedra por la Paz la tenemos que articular como una alternativa en la formación para la ciudadanía, que es un programa bandera del ministerio de Educación”, subrayó Jiménez.
La Unesco en el encuentro regional convocó a una movilización regional y mundial contra la violencia de las comunidades LGTB (lesbianas, gais, bisexuales y transexuales), un fenómeno que está afectando a los diferentes sistemas educativos a nivel global.  El organismo internacional pidió a los gobiernos y a la sociedad civil que desarrollen acciones conjuntas contra este flagelo, que en muchas regiones es silencioso.
La iniciativa para sensibilizar a las autoridades y sociedad civil en los diferentes países, la viene desarrollando la Unesco desde hace tres años, pero el objetivo con estos encuentros regionales, es potenciar las acciones contra este tipo de violencia.
Por violencia Homofóbica se entiende aquella que se ejerce contra la homosexualidad en hombres y mujeres, mientras que la Transfóbica hace referencia a la discriminación hacia las personas transexuales.

Artículos similares