Estados Unidos: la disparidad entre el futbol femenil y varonil

POR: Corina GONZÁLEZ

El crecimiento del futbol en Estados Unidos continúa de forma sobresaliente; como resultado, este domingo, la selección estadounidense disputará dos finales, una en la Copa Mundial Femenil Francia 2019 y otra en la Copa Oro de la Concacaf. La selección femenil busca conseguir su cuarta Copa del Mundo; mientras que la varonil se enfrentará a México y luchará por igualar los triunfos del Tricolor en Copa Oro.

Facebook. @officialussoccer
Facebook. @officialussoccer

Estados Unidos podría tener un domingo lleno de gloria, tanto en la rama femenil como varonil. Sin embargo, no todo es positivo en lo que respecta a ambas selecciones. En el marco de sus respectivas competiciones, continúa la batalla por paridad salarial e igualdad de condiciones de trabajo por parte de la selección femenil en relación con la varonil.

A principios de este año, en el mes de marzo, las veintiocho jugadoras de la selección estadounidense campeona del mundo en 2015 presentaron una demanda por discriminación de género contra la U. S. Soccer, la federación de fútbol de Estados Unidos. La demanda de las jugadoras describió años de discriminación y reclamos sobre condiciones de viaje (ellos vuelan en primera clase; ellas, en turista), personal médico y la promoción de los partidos.

Desde hace mucho tiempo, las jugadoras han expresado irritación al respecto; argumentan que se les exige jugar más partidos que al equipo masculino, ganar más que ellos y aun así, reciben menos paga por parte de la federación estadounidense.

Puede resultar complicado comparar directamente la compensación para los equipos masculino y femenino porque cada equipo tiene su acuerdo colectivo con U. S. Soccer: los hombres reciben mayores bonos cuando juegan para Estados Unidos, pero solo reciben pago cuando son convocados al equipo; las mujeres tienen salarios garantizados, pero reciben bonos muy inferiores por cada partido.

Históricamente, la Selección Femenil de Estados Unidos ha sido una de las mejores del mundo. Se han consagrado en 9 de los 10 premundiales organizados por la CONCACAF; han ganado la Copa Mundial Femenina en 1991, 1999 y 2015; además, el oro en los Juegos Olímpicos de Atlanta 1996, Atenas 2004, Pekin 2008 y Londres 2012 y la plata en los Juegos de Sidney 2000.

Facebook. @fifawomensworldcup
Facebook. @fifawomensworldcup

La mejor participación de la selección varonil en los mundiales ha sido en la primera edición disputada en 1930, en la que perdió en semifinales contra Argentina 6-1. Sus mayores logros se remiten a la Copa Oro, la cual ha ganado en 6 ediciones.

Las estadounidenses han conseguido logros significativos, sin embargo, ganar el mundial no les garantizaría un aumento. Además, los bonos establecidos por la FIFA que los equipos femeniles reciben por participar en la Copa del Mundo son menores que los que reciben las selecciones varoniles: un fondo de 400 millones de dólares para 32 equipos de varones contra 30 millones para 24 equipos femeninos. La selección femenil ganadora se llevará una suma de cerca de 4 millones de dólares; mientras que en Rusia 2018, Francia se llevó un premio de 38 millones.

A finales de junio, la Federación de Fútbol de Estados Unidos llegó a un acuerdo tentativo para una mediación con la selección femenina para resolver las quejas en una demanda de igualdad salarial con el equipo masculino. Los abogados de la federación acordaron participar en la mediación tras el final de la Copa Mundial Femenina.

Todos los esfuerzos de las jugadoras de las selección femenil estadounidense y en general, de todas las selecciones, son para disminuir y eliminar las desigualdades económicas, legislativas y de reconocimiento. Algunas selecciones lo han logrado, como Noruega y Dinamarca, pero aún queda un largo camino por recorrer.