Familares buscan reivindicar ideales e historia de Emiliano Zapata

REDACCIÓN

Familiares de Emiliano Zapata buscan reivindicar la imagen e ideales del líder revolucionario, contando su historia a través de diferentes actividades académicas y culturales, en el marco de los 100 años de su muerte.

“Lo que queremos proyectar a las nueva generaciones, es el rescate de valores que representa no solamente Zapata, sino su movimiento que encabezó, como la honestidad, la justicia y lo que le caracterizó a Zapata con los diferentes líderes revolucionarios de su época que fue la incorruptibilidad”, declaró Edgar Castro Zapata, bisnieto de Emiliano Zapata.

En entrevista telefónica, el también presidente de la Fundación Zapata aseguró que la biografía del personaje se ha minimizado por la historia oficial, excluyendo la trascendencia nacional e internacional que tuvo su movimiento.

“Él no claudicó en sus ideales y fue muy claro y firme en la defensa de su pensamiento, él quería que las comunidades campesinas indígenas tuvieran un pedazo de tierra, aguas y montes”, expuso.

No obstante, puntualizó que los ideales de Zapata lo han encasillado a un movimiento puramente campesino, pero los objetivos del ejército libertador iban más allá del tema agrario.

“Lo que fue plasmado en la Constitución de 1917 fue la ley de Carranza, más bien es una ley con esencia carrancista porque desgraciadamente el movimiento encabezado por Zapata fue derrotado y asesinaron a su líder.

“A los 100 años sin Zapata se ha manipulado no solamente su imagen, sino sus ideales con el régimen que surgió después de la Revolución que fue el antecedente histórico del PRI”, apuntó Castro Zapata.

Como parte de las acciones para contar una historia más cercana a la realidad de Emiliano Zapata, Edgar Castro participó el pasado miércoles en el foro “Zapata, a 100 años de su muerte. Una mirada intergeneracional”, organizado por el Registro Agrario Nacional.

Abordaron algunos acontecimientos ocurridos después de 10 de abril de 1919 en la Ex-Hacienda de Chinameca, donde asesinaron al caudillo. También hubo una reflexión sobre los artículos que brindan certeza jurídica al campesino.

“Después del asesinato del general su cuerpo fue trasladado a la ciudad de Cuautla y fue expuesto los días 11 y 12 de abril de 1919. Ahí mi bisabuela, María de Jesús Pérez Caballero, madre de mi abuelo don Mateo vivían atrás del palacio municipal de Cuautla, en la vecindad de doña Calixta, fue a identificar el cuerpo.

“Ahí se demuestra que el cadáver expuesto en Cuautla sí era de Emiliano Zapata, porque han surgido muchos mitos y leyendas de que Zapata no fue asesinado y que fue su compadre”, relató.

Asimismo, señaló que como conclusión del foro se pedirá al presidente Andrés Manuel López Obrador retomar el tema agrario para la protección del campesino y de las tierras ejidales.

“A 100 años de la muerte de Zapata, lo que buscamos es que la historia de Zapata esté más apegada a la realidad, que se devuelva lo grandioso que fue Zapata y el movimiento encabezado por el ejército libertador; que desde más de 70 años lo acaparó mucho el sistema y Zapata no pertenece a ningún sistema ni a ningún partido, le pertenece al pueblo”, aseveró.

Como parte de las actividades conmemorativas por los 100 años de su muerte, Castro Zapata adelantó que se prepara la publicación de un libro sobre su importancia, exposiciones, documentales, además se emitirá una estampilla postal, un boleto del Metro y un boleto de la Lotería Nacional.