Monitoreo constante por las bajas temperaturas

Debido a las bajas temperaturas que se han registrado, la dirección de Protección Civil de Huixquilucan recorre permanentemente las zonas altas para monitorear y verificar que los habitantes de las comunidades vulnerables estén protegidos.

Verifican que los habitantes de las
comunidades vulnerables estén
protegidos del frío que se registra
en las últimas horas.

El gobierno de Huixquilucan, a través de la Unidad municipal de Protección Civil, intensifica los recorridos en las zonas altas de la localidad para verificar que los habitantes de las comunidades vulnerables estén protegidos ante las bajas temperaturas registradas en las últimas horas.
Alfredo Gutiérrez Ramos, coordinador de la Unidad de Protección Civil, informó que desde las 21:00 horas del lunes, personal a su cargo realiza recorridos en las comunidades de La Cañada, La Glorieta, El Guarda, El Hielo, Llano Grande, La Cima, Piedra Grande, así como las zonas altas de Magdalena Chichicaspa y Santa Cruz Ayotuxco, para detectar posibles riesgos por el intenso frío.
«La instrucción del presidente municipal, Enrique Vargas del Villar, es mantener monitoreo constante en las comunidades de las zonas altas de Huixquilucan y atender de manera inmediata cualquier contingencia», destacó.
Tras realizar los recorridos, se reportó la caída de aguanieve en la zona limítrofe de Huixquilucan con La Marquesa, destacando que a pesar de las bajas temperaturas, hasta el momento no hay riesgo para los habitantes.
«Si bien, se espera que aumente la temperatura, ya estamos preparados para habilitar albergues temporales en caso de ser necesario, aunque por el momento no hay necesidad de evacuar a ninguna persona de sus domicilios».
Gutiérrez Ramos recomendó a la población estar bien abrigados, no exponerse a cambios bruscos de temperatura, no usar anafres o prender fogatas en el interior de los domicilios y de ser posible, no salir de casa para protegerse de las bajas temperaturas, medidas que, dijo, ayudan a enfrentar esta temporada invernal.
Ante cualquier contingencia o posible riesgo a la población que vive en las zonas vulnerables a las bajas temperaturas, pueden llamar a los teléfonos 911, 52 91 60 64 y 16 67 53 52, donde personal de emergencias los atenderá.