Museo del Objeto le pone color a México y cuenta su historia

REDACCIÓN

A través de los colores, el Museo del Objeto del Objeto (MODO) hace un recorrido por la historia de México y presenta más de mil piezas entre obras plásticas, fotografías, videos, esculturas, pigmentos, publicaciones, carteles, maquetas, arte popular e intervenciones.

Se trata de un homenaje a la riqueza y diversidad cromática del país que lleva por nombre “México a Color”, exposición temporal en la cual, por primera vez, se podrán ver objetos que no tienen nada que ver entre ellos pero que, por el simple hecho de compartir el mismo color, están juntos.

Para Paulina Newman, directora del recinto museístico, esta era una idea que desde hace algunos años quería llevar a cabo, sin embargo, hacía falta aterrizarla, algo que consiguió de la mano de los curadores Mariano Meza y Ana Elena Mallet.

“La exposición nació de esta idea de querer hacer una relectura de nuestro acervo que hoy en día cuenta con más de 150 mil objetos, pero no por temática como se había hecho siempre. No nos importó qué era, sólo que fueran del mismo color”, explicó a Notimex.

“Los curadores se metieron en profundidad del por qué se dice que México es un país de color, querían enseñar cómo el color ha estado presente durante muchos años en diversos ámbitos de la vida en México y surgieron, tras realizar sus respectivas investigaciones, los núcleos que le dieron cuerpo, sustento y contexto a la exposición”, agregó.

Fue así que la exposición, en alianza con Comex y que abrirá sus puertas al público general este 22 de marzo, quedó dividida en nueve ejes, con los cuales logran exhibir el lado más colorido del país.

“El arte popular, el génesis de una identidad a partir del color”, es la sección que da la bienvenida, y que muestra elementos que se presentaron en la Exposición Nacional de Artes Populares de 1921.

Se exponen el achiote, un palo de Campeche, grana cochinilla, pericon y añil, toda vez que explica, los colores comenzaron a extraerse de plantas y animales.

La segunda sección es “Los pigmentos una tradición”, seguida de “El artista, el color y la materia”, “El método Best Maugard”, “Un País de Color y Formas”, “Un país industrializado, un país de color” y “Arquitectura mexicana y color”.

Sin duda la zona más alegre es la que muestra objetos del MODO agrupados por colores, en los que se pueden ver letreros, calcetas, refrescos, botellas, plumas, calzadores, charolas, botones, calendrarios, latas, libros, entre otros.

“El color les da una hermandad extraña, la selección de esos objetos fue a través de los que mejor ilustraban cada uno de los colores. Fue un proceso tardado y divertido”, indicó la directora.

“Dentro de la exposición se encuentran 41 objetos de arte popular, pertenecientes a las colecciones personales de los artistas Roberto Montenegro y Diego Rivera”.

Un apartado especial mereció el “Rosa Mexicano”, así como “Intervenciones contemporáneas”, en alianza con Comex, que contó con la participación de ocho creadores mexicanos, “que han reinterpretado la idea del color en el país y que a partir de sus intervenciones nos conducen a una visión contemporánea de percibir el color”.

“México a color” concluirá el 28 de julio y en palabras de su directora, es una “exposición en la que van a ver las raíces de los colores en México, que te pone de buenas, te da nostalgia, gusto y está muy divertida”.

Cabe destacar que de una lista inicial de dos mil 200 objetos, al final decidieron colocarse mil 347 y la exposición estará acompañada de variedad de actividades.