Posible quiebra de Oceanografía se decidirá en 2015

México.- En el primer semestre de 2015 iniciará la negociación entre Oceanografía y sus acreedores, y de no llegar a un acuerdo se tendrá que pasar a la etapa de quiebra, “que es lo que nadie queremos, ni los acreedores”, sostuvo la titular del IFECOM, Gricelda Nieblas.
En entrevista, afirmó que si bien hay interés de las partes para llegar a un acuerdo, “vamos a esperar que se pueda hacer el estudio cualitativo y cuantitativo de la empresa para armar un plan de negocio y poder ofrecerlo a los acreedores, ya que el objetivo es conservar la fuente laboral”.
En ese sentido, la directora general del Instituto Federal de Especialistas en Concursos Mercantiles (IFECOM), insistió en “esperamos que aquí se conjugue todo y haya una salida exitosa a través de un convenio”.
El pasado 8 de julio, el juez federal Felipe Consuelo, a petición de la PGR, declaró en concurso mercantil a Oceanografía, y ordenó a la Secretaría de la Función Pública suspender la inhabilitación que le impuso como sanción, pues estaba impedida para obtener contratos del gobierno federal.
La empresa fue intervenida en febrero por el gobierno federal, luego de que se detectó que hubo un fraude a Banamex por más de 400 millones de dólares.
Al respecto, Nieblas detalló que actualmente Oceanografía se encuentra en una etapa de conciliación, que empezó en mayo, luego de pasar por la etapa de visita de verificación en la que un visitador corroboró que se dan los supuestos para declarar el concurso mercantil.
Destacó que luego de que la empresa se declaró en concurso mercantil, inició la etapa de conciliación de 185 días, que se cumplen a principios del 2015, aunque el plazo se puede prorrogar por 90 días más o incluso ampliarse por tres meses más.
El objetivo de esta etapa es mantener trabajando a la empresa, que no haya afectación a la planta laboral, definir cuanto debe y que tiene con base una lista definitiva de acreedores, para posteriormente presentar una propuesta definitiva de quienes deben ser reconocidos como tales, aseveró.
“Ahora corre el plazo para que se hagan observaciones a la lista provisional”, que termina esta semana, antes de elaborar la lista definitiva de acreedores, para que el juez dicte una sentencia para definirá a quienes se les debe y cuanto”, subrayó. Nieblas Aldana agregó que luego “viene la parte de mayor trascendencia al futuro, que es analizar la empresa para conocer que puede ofrecer a los acreedores en una reestructura y plantear un convenio para salir del concurso con la deuda que se defina, reestructurada en el monto y en su calendario de pago”, especificó.
Posteriormente iniciará el proceso de negocia entre las partes, lo cual se espera se lleve a cabo en el primer semestre del 2015, “y esperamos que pueda concluir favorablemente porque si no tendremos que pasar la etapa de quiebra, que es lo que nadie queremos ni los acreedores”, concluyó.

Artículos similares