Toluca y Cruz Azul empatan 1-1

Foto Juan Hernández

POR Guillermo GUADARRAMA

Ambiente frío en la capital mexiquense, pero en el estadio Nemesio Díez ardió el infierno, pues en la jornada 4 de la Liga MX, los Diablos Rojos del Toluca recibieron a una máquina cementera que llegó con ganas de seguir subiendo en la tabla de posiciones.
Cabe recordar que este partido lo jugó el Deportivo Toluca, sin la presencia de su Director Técnico, Hernán Cristante, quien fue mandado a descansar por su conducta antideportiva en el partido pasado ante Atlas.
Estadio casi lleno con numerosos aficionados azules que llegaron al infierno en espera de ver ganar a su equipo visitante.
Sin duda, lo esperado de este partido era la constante batalla entre el arquero del Cruz Azul, Jesús Corona y el delantero del Toluca Rubens Sambueza, misma que no se dejo ver en los 90 minutos del tiempo reglamentario.
Un primer tiempo dominado por los vistantes, donde el Cruz Azul tuvo más oportunidades de gol tras los descuidos, principalmente en la defensa local que abrian el paso para los disparos fallidos de los cementeros.
Cuando parecia un primer tiempo perdido para oa escuadra del Toluca, Pablo Barrientos aprovechó el rebote de un tiro libre para dejar el esférico al fondo de la porteria de “Chuy” Corona, en un golazo abriendo el marcador a favor de los Diablos, 1-0 a pocos minutos de irse al descanso.
Con vengaja de un gol, los Diablos Rojos regresaron a la cancha para jugar los últimos 45 minutos del partido en contra de un Cruz Azul que buscó el gol permanentemente.
Por un lado, los visitantes -con uniforme blanco en esta ocasión- salieron al segundo tiempo aparentemente desesperados por buscar un gol, mientras que los Diablos Rojos del Toluca, se mostraron más confiados y tranquilos con el marcador a su favor.
Después de varios intentos Felipe Mora, al minuto 68 logra empatar el marcador 1-1 con un centro bien aprovechado de Carlos “El Gullit” Peña.
Después del empate fue el Toluca quien dominó y busco la ventaja en este partido, son embargo, en una contienda emocionante con fuertes llegadas, el partido terminó con empate a uno.
Un punto para cada uno en esta jornada cuatro de la Liga MX, un empate con sabor a victoria para los rojos.

Artículos similares