Reconoce Secretaría de Cultura y Turismo a las y los poetas mexiquenses

0
111

REDACCIÓN 

Uno de los géneros literarios más antiguos es la poesía, considerada como una vía de expresión de la belleza o del sentimiento estético que utiliza la palabra en verso y con ritmo para cautivar los sentidos. Por ello, y por ser una de las más preciadas y de identidad lingüística de la humanidad, es que se celebra este 21 de marzo.

La Organización de las Naciones Unidas para le Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO), nombró el Día Mundial de la Poesía en 1999, con el objetivo de apoyar la diversidad lingüística a través de la expresión poética y fomentar la visibilización de aquellas lenguas que se encuentran en peligro de desaparecer.

Sabedora de su importancia, la Secretaría de Cultura y Turismo invita a la población a acercarse a este género a través de diferentes libros publicados bajo el sello del Fondo Editorial del Estado de México (FOEM).

Estos ejemplares están disponibles en la Biblioteca Digital, el público puede conocer más acerca de la poesía, practicada a lo largo de la historia en todas las culturas y en todos los continentes, que habla de los valores compartidos, transformando el poema más simple en un poderoso catalizador del diálogo y la paz.

Para el público infantil ofrece el texto “20 poemas para construir una casa”, donde cuentan por versos, de una televisión que perdió el control, una estufa siempre hambrienta, un excusado que habla y muerde, una ventana ciega, puertas que llevan a cualquier parte del mundo y que echan a volar la imaginación de quien los lee.

También está disponible la “Isla al sí. Antología de poesía neozelandesa”, en la que Rogelio Guedea reúne a los poetas más destacados como una muestra representativa de las mejores vertientes de escritura de ese país, desde las primeras manifestaciones líricas que se remontan al siglo XIX hasta las más recientes.

Otro título es “De la oscuridad al blanco. Poesía 2001-2016”, que reúne varios poemarios de Yliana Godoy Patiño, algunos ya publicados y otros inéditos, que reflejan la agudeza intelectual de la autora en su encuentro con la palabra.

Uno más es “El río sin orillas. Antología 1979-2014”, en el que Eduardo Mosches demuestra que sus poemas, tanto en la creación de profundidad como en la superficie de la escritura, forman una cámara de resonancia, es decir, el efecto de un poema completo más allá de la dimensión de la página, además, en ellos hilvana los fragmentos de vida que hilaron su existencia.

En ese sentido, están disponibles una gran variedad de libros de poesía que honran a las y los poetas mexiquenses, de México y del mundo. Con estos textos se pueden revivir las tradiciones orales de recitales de poesía, así como promover la lectura, la escritura y la enseñanza de la poesía.

Para acceder a ellos, se puede visitar la página https://ceape.edomex.gob.mx, en el aparatado de la Biblioteca Digital, donde estos textos se descargan de forma gratuita.