Covid-19 provocó que fabricantes de peluches elaboraran cubrebocas para sobrevivir

0
163
FOTO: Victoria Acevedo

Por Guadalupe de la Cruz

Después de un año complicado debido a la pandemia de Covid-19, productores de peluche del municipio de Xonacatlán tuvieron que darle un giro también a los productos, ya que la venta de los muñecos cayó drásticamente y decidieron elaborar cubrebocas.

Miguel Ángel Segundo, productor de peluches del municipio de Xonacatlán, refirió que la pandemia dejó estragos negativos en las ventas ya que, al ser considerados artículos no esenciales, tuvieron que cerrar gran parte del 2020 y del 2021, sin embargo, y después de las campañas de vacunación, los comerciantes empezaron a realizar su actividad y parece que todo empieza a tener resultados satisfactorios.

Pero también hubo quienes, dijo, tuvieron que darle un giro completamente a su negocio o adoptar la venta de cubrebocas, ya que se volvió un producto esencial y un accesorio más de los mexiquenses, “por eso decidimos elaborar desde el año pasado cubrebocas de acuerdo a la época, y ahora se acercan las fiestas patrias”.

“Las fiestas patrias se avecinan y la mayoría de los productores decidimos sacar los productos que se quedaron el año pasado, mismos que guardamos muy bien para evitar que se empolvaran, y ahora invitamos a la población a adquirir su cubrebocas personalizado”, comentaron.

Ángel Segundo precisó que no compraron materia prima para elaborar más cubrebocas, pues tampoco la venta de muñecos ha sido muy buena, “así que tuvimos que echar mano de los que se quedaron el año pasado y ponerlos a la venta, los cuales estuvieron muy bien resguardados y ahora vuelven a ser reutilizables”.

Cabe mencionar que las propias autoridades de salud, tanto estatal como federal, han mencionado que utilizar un cubrebocas quirúrgico y después uno de tela lavable es de gran ayuda para la ciudadanía, “los cubrebocas que utilizan los médicos y enfermeras son buenos, pero si le colocamos uno de tela reforzado, la protección es doble o triple”, explicó el artesano de Xonacatlán.