[adrotate group="3"]
Inicio Opinión Trípode

Trípode

0

Eduardo H´Limón Cervantes

* PT y Humanistas se quedan
chiflando en la loma

El Partido del Trabajo (PT) obtuvo apenas el 2.99% de los votos totales en las pasadas elecciones federales por lo que perderá su registro como instituto político nacional por tan solo una centésima, esto según los cómputos finales del INE, lo que señala que se quedará chiflando en la loma.

    Recordemos que para conservar el registro se necesita el 3%, según la nueva Ley General de Instituciones y Procedimientos Electorales. El conteo se dio con la votación válida emitida, que ya no considera los votos nulos ni los emitidos por candidatos no registrados.

    El PT -conformado en 1991- registró únicamente un millón 134,439. El mínimo para conservar el registro era 1 millón 137,570 votos, 3,131 más que los que consiguió el Partido del Trabajo. Dichos datos también indican que el Partido Humanista perderá el registro que obtuvo apenas en 2014.

    Lo que si es correcto es que el Partido del Trabajo podrá participar en los próximos comicios locales en las entidades, conserve o pierda su registro a nivel nacional.

    Aún falta que se decidan las impugnaciones que se presentarán en todo el país por parte de los diferentes partidos políticos e incluso el Partido del Trabajo estaría presentando las impugnaciones que considere pertinentes para mantener su registro, sin embargo, la última palabra sobre el registro del PT se conocerá una vez que concluyan los juicios que con seguridad se interpondrán en el TEPJF, que por ley tiene de plazo hasta el 3 de agosto para resolver todas las impugnaciones de la elección de diputados federales.

    En ese supuesto, se da la posibilidad de que dirigentes y militantes petistas pudieran irse a algún otro partido político que sí tenga registro nacional, lo que no descartamos -el poder es poder-, pero tal decisión la tomarían una vez que se tenga una resolución definitiva sobre el futuro del Partido del Trabajo y también del Partido Humanista.

    Y como decía mi compadre Chón: «Recuerde compadre que el fracaso es una gran oportunidad para empezar otra vez con más inteligencia».

E-mail: limon@8columnas.com.mx
Twitter: @edulimon76

SIN COMENTARIOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Salir de la versión móvil