Depuran nómina

1
125
Burócratas a la calle… Tal y como lo había anunciado hace unas semanas, el secretario de Salud de la entidad, Gabriel O´Shea Cuevas, confirmó que ya iniciaron los despidos masivos de personal administrativo en el sector salud mexiquense. Esto con la finalidad de reducir la obesidad burocrática y privilegiar la contratación de médicos y enfermeras. (Foto: Juan Hernández)

Gerardo GARCÍA HERNÁNDEZ 

*Masiva rescisión de contratos en sector salud; se privilegiará contratación de médicos y enfermeras: O´Shea.

La Secretaría de Salud del Estado de México ha formalizado los primeros despidos masivos del personal administrativo, principalmente, en la área central, al inflarse en 57.69 por ciento la nómina en los últimos cinco años.
El titular de la dependencia, Gabriel O‘Shea Cuevas, omitió dar el número de casos; no obstante, ratificó que los nuevos lugares serán otorgados a médicos y enfermeras, para ampliar los servicios médicos en los fines de semana.
Abundó que además de prescindir de administrativos, como lo sentenció semanas atrás, ya no han otorgado contratos a los empleados de la dependencia, con el fin de aminorar la carga financiera.
“Estas semana hemos ido revisando, haciendo algunos despidos, ya no contratando a gente que estaba por contrato. Y bueno, me parece que esa es la función que debe tener hoy la secretaría, cuando tenemos muy claro que el objetivo del gobernador es darle salud con calidad”, declaró.
De acuerdo a la Secretaría de Salud, actualmente se tienen 22 mil 750 médicos en las diversas instituciones de servicios hospitalarios en el estado, quienes a diario ofrecen 14 consultas por día, lo que ha derivado en un mayor carga de trabajo.
“La Secretaría de Salud en estos momentos, pues le faltan médicos y enfermeras, y eso fue un compromiso del gobernador Del Mazo desde su campaña, que íbamos a tener médicos en los fines de semana en los Centros de Salud”, declaró.
O’Shea Cuevas ratificó que para dar mejor atención y ampliar los servicios de salud es indispensable el hacer una depuración de la nómina, para contratar más médicos y enfermeras.