ENTRE COMILLAS- ALBERTO ABREGO

0
394

ENTRE COMILLAS…

…SIGUEN SIN ENTENDER

Alberto Abrego

“Ni madres que nos vamos a rendir… Es por la gente consciente que cumple con su responsabilidad y también por los pendejos que siguen sin entender”.

Enrique Alfaro, Gobernador de Jalisco 20/abril/2020

Que el virus no existe; que la vacuna contiene un microchip que alterará nuestro ADN, o que contiene imanes, o electromagnetismo; que quienes se vacunen morirán en pocos meses; que la vacuna es cancerígena; que esta pandemia es un ardid de las potencias económicas para eliminar al 30 por ciento de la población mundial; que entre más te cuides más te da; que el virus huele el miedo; que para qué el cubrebocas si cuando te toca, te toca; que comer ajo es mucho mejor que vacunarse; que las gárgaras con enjuague bucal previenen del coronavirus; que las personas con barba y bigote son las más propensas a contraer el virus; que se cura tomando un poco de agua con cloro; que el sol de mediodía mata al virus; que al lavarse las manos muy seguido muerentambién tus defensas; que el coronavirus fue creado en un laboratorio chino para potenciar su economía; que el Covid es sólo una “gripita”; que los gatos y los perros transmiten este virus; que se originó por la sopa de murciélago; que fue implantado por extraterrestres que quieren apoderarse de nuestro planeta, que “mi hija cumple 15 años y no puede faltar la fiesta”

Debo decir que en toda mi vida jamás había escuchado tanta estupidez en torno a un mismo tema. A un año y medio de que se la OMS declaró la pandemia y después de 5 millones de fallecidos por Covid-19 en el mundo, como dice el gobernador jalisciense “hay pendejos que todavía no quieren entender”. A diario mueren familiares, amigos, vecinos, gobernantes, personajes públicos y desconocidos, y no ha sido suficiente para que millones de individuos adquieran un mínimo de conciencia y responsabilidad.

La curva de contagios está en su más alto nivel, los hospitales nuevamente están saturados; el famoso semáforo epidemiológico marca siete estados en rojo, quince en color naranja, nueve en amarillo y solamente Chiapas en verde. La alerta por el coronavirus es desestimada por gran parte de la población, que se pasea en restaurantes, casinos, centros comerciales o cines sin las mínimas medidas sanitarias, el oxígeno escasea, el virus está más fuerte que nunca y a pesar de las vacunas aún no se ve la luz al final del túnel. Lo que sí se ve son fiestas, reuniones, eventos sociales, antros abarrotados y calles a reventar por quienes no ven la gravedad sanitaria actual. ¡Irresponsables y estúpidos!, no puedo llamarlos de otra forma cuando atentan no solo contra su vida, sino contra la de los demás.

La estupidez es una característica compartida por muchos, no solo en México. En algunos países, como Francia, miles salen a manifestarse contra algunas medidas adoptadas para controlar la pandemia, exigen su derecho a la no vacuna y a la no obligatoriedad en el uso del cubrebocas. ¿Y el derecho a los demás?, ¿el derecho a vivir?, ¿a ser responsables?

Los estragos de esta pandemia permanecerán por décadas. Este virus en algún momento será vencido, los imbéciles irresponsables no, ellos son perennes, indestructibles, eternos, conspiran contra sí mismos y contra los demás. La misma historia de siempre, una sociedad indisciplinada, con pocos valores solidarios y casi nula intención del sacrificio a la diversión, aunado a las complicidades de quienes en lugar de implementar medidas que protejan a su pueblo, buscan la salida cómoda y el escenario. No hay más que seguir insistiendo, promoviendo las medidas sanitarias, con la esperanza que a los miles que sufren de estrechez mental, de inteligencia menguada y de egoísmo les caiga el veinte de que algo tan sencillo como ponerse un cubrebocas puede salvar su vida y la de su familia. ¿Qué tan difícil es de entender?

Muy pocas veces coincido plenamente con algún personaje de la vida política, pero nunca como ahora son completamente aplicables a la realidad: “Hay pendejos que siguen sin entender”.

RÁPIDAS MEXIQUENSES. Alfredo del Mazo Maza, Gobernador del Estado de México entregó el Premio Estatal de Ciencia y Tecnología 2020. Maritza Omaña Medina, Hugo Mendieta Zerón, Víctor Sánchez, Víctor González, Vojtech Jancik, Yoko Sugiura Yamamoto y María de la Luz Zambrano; mientras que las empresas Degesch de México y Agropecuaria FC fueron galardonados en diversas modalidades con un premio que tiene 17 años de historia. Solo hay una cosa que agregar, felicidades a los ganadores y al gobierno estatal, apoyar la ciencia ayuda a crear un mundo sustentable, gran desafío para la humanidad.