Risa para el corazón

0
46
Risoterapia… En el cuarto aniversario del grupo «La Risa Abre Corazones» se reconoció la labor de médicos, enfermeras y voluntarios que han superado diversas enfermedades para ayudar a otras personas que sufren algún padecimiento. Uno de los grandes ejemplos es el Dr. Sergio Gallegos, oncólogo y pediatra, quien disfrazado de «spiderman» aplica una buena dosis de «risoterapia» a sus pacientes. (Foto: Juan Hernández)
  • * Grupo especial de médicos y voluntarios aplican la «risoterapia» para superar enfermedades.

 

    Con la invitación especial del oncólogo pediatra originario de Guadalajara, Sergio Gallegos Castorena, el movimiento «La Risa Abre Corazones» celebró 4 años de creación, tiempo en el cual han brindado alegría a pacientes menores de edad que enfrentan el padecimiento de leucemia y que son atendidos en el sistema médico público mexiquense.

Desde las instalaciones del Instituto de Seguridad Social del Estado de México y Municipios (ISSEMyM), la fundadora de la agrupación, Alicia Hoyo García resaltó que las enfermedades emocionales son tan importantes como las físicas, por lo que en todos estos años han buscado que los integrantes del movimiento ayuden a los pacientes a través de la risa.

Precisó que su programa tiene como objetivo fomentar una nueva cultura de la enfermedad haciendo énfasis en la fortaleza y en el aspecto emocional del paciente y de su familia, teniendo como principal premisa que sí se puede hacer la diferencia y esa es cambiar al mundo.

Señaló que además este movimiento ha ido creciendo ya que ahora no sólo se enfocan en los pacientes hospitalizados, sino en sus familiares o amigos que muchas veces están en la sala de espera afligidos, preocupados, por lo que llegan ellos y les hacen una dinámica para invitarlos a conectarse con ellos y ayudarles a descargar lo que traen, por lo que esperan seguir creciendo y así poder ayudar a más personas.

Por su parte, el doctor Gallegos Castorena, quien lleva 16 años ayudando a los niños a superar el proceso del cáncer, dando consulta disfrazado de diversos súper héroes; entre ellos el Capitán América, Iron Man, el Hombre Araña, hasta del Chavo del 8 y las Princesas de Disney, destacó que poder ayudar a los niños es una experiencia maravillosa pero también requiere de responsabilidades, ya que tratar con personas enfermas que tienen un sueño no es nada fácil.

Señaló que por ello es importante que los doctores primero se crean lo que son, para entonces proyectarlo y poder ayudar, pero sobre todo es necesario, enseñar a las nuevas generaciones de médicos a ser responsables, dar lo mejor de sí y sobre todo dar amor ya que con ello se puede cambiar al mundo.