A mi manerA

0
115
Isabel Miranda de Wallace. Ya la sueñan.

Por Julio A. AGUIRRE

* Wallace, una “pesadilla”.
* Mensaje de Manlio Fabio.
* “Pitorreo”  de partidos.

Ambos se dañan a sí mismos: el que promete demasiado y el que espera demasiado. Gotthold Ephraim Lessing.

    Isabel Miranda de Wallace a través de su organización “Alto al Secuestro” se ha convertido en una pesadilla para procuradores y gobernadores de la República, principalmente en el Estado de México, entidad donde a las autoridades responsables de la seguridad cuando no les llueva les llovizna.

    Sabedores del peso, importancia y credibilidad ciudadana hacia la señora de Wallace, los aludidos tienen que salir al paso de las declaraciones y actas, convirtiéndose, insistimos, en toma y daca titulada “La Guerra de Estadísticas”.    Nuevamente, el procurador mexiquense, Jaime Gómez Sánchez negó que el delito de secuestro en la entidad se haya disparado en el mes de septiembre, tal y como lo ventiló a inicios de semana la organización “Alto al Secuestro”.

    Desmiente Gómez Sánchez pero admite que organizaciones como La Familia Michoacana ha estado cometiendo este delito en la entidad, situación que también exhibió la activista de dicha organización.

    Las declaraciones chocan y los números no cuadran en el atroz delito del secuestro. Verdades a medias resultan mentiras completas. Procuradores y gobernadores cuidan su imagen y muestran sus estadísticas; la señora Isabel Miranda de Wallace defiende la confianza y credibilidad ciudadana. A esta guerra le quedan muchos combates y lo peor, nunca va a coincidir.

    Por cierto no creemos que sea “pelito casado” Miranda de Wallace con el Gobierno del Estado de México, recordemos que recién exhibió al jefe de gobierno del Distrito Federal, Miguel Ángel Mancera, quien de inmediato salió a desmentir lo dicho por la organización “Alto al Secuestro”.

CONGRUENTE

    No me siento viejo porque tenga tantos años tras de mí, sino por los pocos que tengo por delante. Ephraim Kishon.

    Manlio Fabio Beltrones, presidente nacional del Partido Revolucionario Institucional (PRI) parece un político coherente y fiel a sus principios. Cuando su nombre sonó para ser el candidato del tricolor a la presidencia del país, Manlio Fabio apostó por saber para qué, antes de con quién, querría el PRI volver al poder.

    A casi cuatro años de su planteamiento Fabio Beltrones mantiene la verticalidad política partidista al señalar que el Partido está lanzando una convocatoria para construir diálogos en cada Estado en donde habrá una renovación de gubernaturas para, primero, saber qué tipo de Estado queremos. Qué Tlaxcala queremos, qué Puebla queremos, qué Oaxaca queremos, qué Veracruz queremos, qué Chihuahua queremos, qué Tamaulipas queremos, antes de saber con quién -mujer u hombre- deberemos encabezar ese esfuerzo, dijo.

    No haremos, agregó, un acto de incongruencia, como sucede con otros partidos políticos en donde la izquierda y la derecha, sin deberse ni temerse -pero teniendo programas distintos- se unen simplemente para ganar elecciones aunque después no sepan cómo gobernar.

    El PRI antes de buscar aliados habrá de manifestar el tipo de Estado que queremos, escuchando a nuestra gente.

    Lo mismo aplica para el (20) 18 este planteamiento, preguntaron.

    Primero el 16 y luego el 17. Concluyó.

    Finalmente, un priísta que sabe contar. En el Estado de México hay quienes en pleno 2015, están pensando en el 2018, dejando al lado el 2017 (elección para encontrar gobernador mexiquense).

    Para el dirigente nacional del PRI primero es el qué, y luego el quién. Acelerar el trote y alcanzar la carrera sacará de concentración a muchos en quebranto de la ciudadanía.

COMO VA…

    ¿Ahora sí?… tras señalar que “los verdaderos atentados” contra el sistema de promoción de partidos deriven sólo en multa económica, el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación planteó a los senadores una reforma para quitar el registro a los partidos políticos que violen el modelo de comunicación política en los procesos electorales.

    Pues que esperen sentados porque se van a cansar. Nunca -ojalá estemos equivocados- se discutirá siquiera porque todos los partidos políticos son tramposos y abusivos, y no harán el nudo al lazo con el que se colgarían. Ahí está el vergonzoso caso del Partido Verde Ecologista de México que se “pitorreó” en pasado proceso electoral de las “máximas autoridades” llamadas Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación y del Instituto Nacional Electoral.

    Un partido que hoy no debiese existir sigue pegado a la ubre de una poderosa vaca pintada de verde, blanco y rojo.

    Tal vez lloré o tal vez reí/ tal vez gané o tal vez perdí/ ahora sé que fui feliz y si lloré también ame, puedo seguir hasta el final… A mi manerA.

Correo electrónico aguirre@8columnas.com.mx