LETRAS DE JUAN GABRIEL

0
132
Glosa del Primer Informe, un "pick Nick" para secretarios del gabinete “delmacista” en la Legislatura local con mayoría morenista; “perro que ladra no muerde”. Se le viene otra llamada de atención al ayuntamiento de Toluca por el caótico problema de los baches.
  • Comparecencia del gabinete “delmacista” exhibe pobreza legislativa.
  • Mayoría opositora sólo ha sido el “petate del muerto” frente a secretarios.
  • Lo dicho, “gritos y sombrerazos” para maquillar ignorancia y limitaciones.
  • Otra raya al tigre; CODHEM pedirá reparación de daño a gobierno de Toluca.

 

Lo dicho. Legislar y hacer política a gritos y sombrerazos sólo exhibiría las limitaciones y pifias de algunos legisladores locales que de plano no tienen otro idioma que la verborrea, la vacía discusión y en el mejor de los casos, el silencio.

 

Realmente los secretarios del gabinete no tienen mayor problema de enfrentar a diputados cortos en sus trayectoria y escasos en sus argumentos. La legislatura local ha sido el escenario de la desnudez de una mayoría opositora inflada y por ende bofa; la Glosa del Primer Informe del gobernador, Alfredo del Mazo, sólo ha servido para comprobar el nivel de los “nuevos congresistas”.

 

Tres claros ejemplos han sucedido en el inicio de las comparecencias de los funcionarios de primer nivel del Poder Ejecutivo ante el Legislativo.

 

Uno. El miércoles el secretario de Finanzas, Rodrigo Jarque Lira, pudo haber sido avasallado por su escasa proyección política, pero se blindó con el uso del complejo lenguaje financiero al que pocos le entienden. Después de la cara de “what” algunos diputados no tuvieron de otra más que recurrir a la corta estrategia de interrupción, gritos y lapidaciones sin fundamento en torno a la llevada y traída “Ley Issemym”. Lo propio de la izquierda radical que así se sacudió la inopia sobre libros de economía básica.

 

Dos. Ayer el responsable de la salud en el Estado de México, Gabriel O’Shea Cuevas, se presentó por primera vez ante el Pleno de la LX Legislatura y parecía que era un habitual en el recinto. Habló fuerte y claro particularmente cuando se refirió al pasivo que recibió de la administración pasada de más de nueve mil millones de pesos.

 

Explicó la reestructuración que impulsa en el sector salud y dijo que en apenas un año logró subsanar hasta el 40 por ciento del pasivo. Reportó la contratación de más médicos y enfermeras, pero sobre todo destacó que el aumento en el abasto de medicinas el cual alcanzó más del 80 por ciento; triplicó el suministro ya que encontró apenas el 25 por ciento. O´Shea Llevó la bandera blanca de la salud, sin tintes partidarios y hasta aplausos recibió en un par de ocasiones, hasta de los desubicados morenistas.

 

Tres. Ya no digamos el caso de la secretaria de Seguridad, Maribel Cervantes, que con todo y las terribles cifras delincuenciales que tiene el Estado de México, se comió a los diputados con la más fácil de las salidas: “pedir más presupuesto”.

 

Perdón, pero hasta en las pasadas y paleras legislaturas los priistas eran más creíbles con sus sembrados cuestionamientos que aparentaban acorralar a sus correligionarios secretarios de estado; hoy, ni eso. Bien dicen: ¡En tierra de ciegos el tuerto es rey! o ¡Perro que ladra, no muerde!

 

CANCIÓN, DICHO O REFRÁN

Le llueve en su milpita…

Un poco más que resentida se encuentra la sociedad toluqueña por el deplorable estado en el que se encuentran sus calles, mismas que en toda la capital mexiquense presentan un sinfín de baches, que no solamente han causado molestias y manifestaciones como la que se dio en la zona de Colón en días pasados, sino que en algunos de los casos, han traído fuertes gastos a automovilistas que han perdido rines y llantas; en el peor de estos episodios, también ocurrido esta semana, el mal estado de las vialidades de Toluca, causó serias afectaciones físicas a un joven repartidor de comida, que por caer en un bache a bordo de una bicimoto, sufrió una fractura en el rostro.

 

Según trascendió, el joven a través de uno de sus familiares, ya se acercó a la Comisión de Derechos Humanos del Estado de México, para iniciar una queja bajo el expediente CODHEM/TOL/846/2018  por las afectaciones que le causó el accidente. Estos hechos se suman a la Recomendación que emitió la CODHEM en días pasados, para que el Ayuntamiento haga un diagnóstico y ejecute un plan efectivo para solucionar el problema y se dejen de vulnerar el derecho a la movilidad y el de contar con una administración pública eficaz, que en materia de bacheo, evidentemente no se tiene en Toluca.

 

Se espera que con la intervención del organismo, se logre la reparación del daño y más aún, se ejecuten las acciones necesarias por parte de las autoridades municipales sin sesgo partidario o de ideología política, como se ha insinuado; no por “viejas rencillas” o “venganza” política inexistente como lo han querido hacer creer quienes no cumplen con la función de ofrecer servicios públicos de calidad o de informar a la población con veracidad.