LETRAS DE JUAN GABRIEL

79
169
Disturbios en San Juanico confirman debilidad de las instituciones y salvajismo de los cuerpos de seguridad. Legislatura mexiquense emite extrañamiento a gobierno estatal por posibles omisiones en zacapela de Ixhuatepec. Erick Velázquez legitima candidatura de “unidad” de Lolis Tavira en UAEMex.
  • San Juanico desnuda la crisis de seguridad y la incompetencia institucional.
  • Congreso local emite extrañamiento a autoridades estatales por disturbios.
  • Erick Velázquez le allana el camino a “Lolis Tvaira” en la Facultad de Derecho.

 

Como en pocas ocasiones, los diputados mexiquenses de las distintas bancadas manifestaron su acuerdo unísono ante los hechos ocurridos en la víspera de San Juan Ixhuatepec,  municipio de Tlalnepantla.

 

Y no es para menos, ya que, aunque las investigaciones están en pleno apogeo, diversas instancias, incluida la Comisión de Derechos Humanos del Estado de México (CODHEM), ya advierten la probable violación a los derechos fundamentales de habitantes de dicha zona, luego de un operativo de policías de la Ciudad de México, quienes al perseguir a un presunto delincuente entraron a la comunidad y habrían agredido a un buen número de personas, hechos por los cuales, la Fiscalía mexiquense tiene unas 60 denuncias iniciadas.

 

Mucho tiempo se ha discutido que las autoridades deben ser firmes en el combate a la delincuencia, que no deben dar tregua a quienes transgreden la ley, porque la inseguridad que azota a nuestro país así lo determina. Sin embargo, el gran problema que se arrastra desde hace años es la falta de apego a la legalidad, de la implementación de protocolos, de la capacitación a los oficiales para que actúen, en efecto, como amigos de la sociedad. Tampoco se justifica el vandalismo, los saqueos, los bloqueos, que igual deben ser evitados y castigados. Sin embargo, las autoridades deben recuperar la confianza de los ciudadanos y solamente lo van a lograr cuando se conduzcan de una manera más adecuada y apegada a derecho.

 

Ahí es donde la actuación de un organismo como la CODHEM toma relevancia. De entrada, fue la primera instancia que inició queja para indagar qué fue lo que ocurrió en Tlalnepantla y más aún, porque tal como lo reiteró el ombudsperson mexiquense, Jorge Olvera García, al iniciar las investigaciones al respecto, la policía debe garantizar los derechos de la gente y cuando no lo haga deben darse sanciones y reparación del daño.

 

Para eso está la Comisión, para asegurar que se aplique la ley sin tregua a quienes transgreden la ley pero con apego a los derechos humanos. Esto no es ninguna defensa de los delincuentes, simplemente que se apliquen los principios básicos del uso de la fuerza como la proporcionalidad y la moderación que marca las Naciones Unidas y que quienes sean señalados como presuntos responsables sean asegurados y llevados ante las instancias correspondientes.

 

Ya los diputados alzaron la voz y con el exhorto que enviaron a la Fiscalía y a la propia CODHEM, se espera que pronto se aclare el asunto y vuelva la calma a esta población de Tlalnepantla.

 

A la que no le fue nada bien con los diputados de Morena en la jornada de ayer, fue a la Universidad Autónoma del Estado de México (UAEMex) que se llevó otro fuerte extrañamiento en la Legislatura estatal, donde se sugiere que hay violación a los derechos de profesores y trabajadores de esta casa de estudios.

 

La misiva leída en la sesión del pleno, se exige a la UAEMex acabar con el ambiente de impunidad que protege el despotismo y autoritarismo de altos funcionarios, y promueve la corrupción y el servilismo de profesores y alumnos que se alinean a los mandatos de dichas autoridades, en detrimento grave de la calidad educativa que ocasiona el incumplimiento de los objetivos sustantivos de esa Universidad.

 

Lo anterior ante la presión que, de acuerdo con los diputados morenistas, se ejerció desde rectoría  para que, sin mayor explicación, se dieran cambios y erradicaciones del Centro de Investigación y Estudios en Movilidades y Migraciones Internacionales, así como del Centro de Estudios e Investigación en Desarrollo Sustentable (CEDES), afectando a profesores y trabajadores de esas unidades.

 

CANCIÓN, DICHO O REFRÁN

Quien de los suyos se aleja, Dios le deja…

Así le paso al candidato independiente Erick Velázquez, quien para bajarse del caballo argumentó una fantasiosa historia de vaqueros, en la que a través de sus redes sociales denunció amenazas que lo obligaban a bajarse del registro para director a la Facultad de Derecho de la UAEMex.

 

El escandaloso aspirante recurrió a todas las instancias mediáticas y legales para llamar la atención, acusando represión de la cúpula administrativa de la universidad para no dejarlo competir; sin embargo, pocos integrantes de la comunidad de esta Facultad creyeron la versión que hoy revela más una posible negociación con los mismos actores a los que se la pasó criticando, para al final desistirse y dejar solo en la llamada “unidad” universitaria la candidatura de José “El Lolis” Tavira. La faramalla también legitima.