Se vive la tradición y la cultura

0
150
El gobierno de Tultitlán hace una atenta invitación a toda la ciudadanía a que disfruten de la emblemática feria municipal ya que año con año la calidad de servicio y seguridad mejora, en honor a San Antonio.

*Barrios y comunidades se juntan para festejar en grande

la feria de San Antonio en compañía de toda la familia.

Tultitlán, Méx.- Del 01 al 13 de junio se conmemora la feria de Tultitlán 2017, en honor al santo patrono del municipio, “San Antonio de Padua”, que tiene su celebración el día 13 de junio, la cual está considerada como la segunda más grande a nivel estatal.

Esta magna fiesta, inicia con la trecena en honor al santo de los enamorados, en el Barrio de San Antonio, estas verbenas populares que invitan a la convivencia familiar y a las “mujeres” a recolectar 13 monedas regaladas que llevarán a San Antonio el santo milagroso para que les conceda tener el amor de ese ser deseado.

María Guadalupe Ortiz, representante de vecinos comentó que “es una tradición muy esperada, la gente le tiene mucha fe a San Antonio de Padua, sabemos de casos cercanos de que sí cumple a las mujeres que piden novio, por eso durante la trecena juntan sus treces monedas, una por día, para el 13 de junio traerlas en ofrenda al santo patrono, por lo que los visitantes no sólo son de Tultitlán, sino de municipios vecinos y de los estados más cercanos a la entidad”.

Alrededor de cientos de fieles se reunieron en la explanada municipal para dar inicio al recorrido que conmemora la llegada de “San Antonio de Padua” mediante cantos, cohetes, música y flores.

Durante los primeros cinco días se llevan a cabo diferentes misas por parte de comunidades que son y que pertenecieron al municipio, taxistas, locatarios y vecinos, a partir del día 6 hasta el día 12 empieza el recorrido por los barrios de La Concepción, Belem, Los Reyes, San Juan, Santiaguito, Nativitas y San Bartolo, donde después de las misas hacen los recorridos por sus comunidades representados por una imagen y al final se hace la quema del tradicional torito en cada barrio.