Unidad y trabajo en el PRI

0
57
  • * Resalta Iriarte aportaciones de su partido para el país y el estado.

 

    Adolfo López Mateos defendió con su ejemplo la vocación de servicio que nace de principios y valores que identifican a una comunidad, como la solidaridad, el patriotismo y la inclusión, pero que también nos cohesionan como partido y nos obligan a hacer de la unidad y el trabajo el mejor aporte del PRI para engrandecer a México.

Así lo aseguró Carlos Iriarte Mercado, presidente del Partido Revolucionario Institucional en la entidad, al encabezar el CVI Aniversario del Natalicio de Adolfo López Mateos, primer mexiquense que llegó a la silla presidencial, de 1958 a 1964, y se constituyó como un referente obligado para los priístas, ya que impulsó el crecimiento económico, dió estabilidad política, cohesión, progreso social y unidad nacional, así como la construcción de instituciones que aún prevalecen y son pilares en el gobierno mexicano.

En presencia de José Elías Romero Apis, presidente de la Academia Nacional AC, de Humberto Lepe Lepe, delegado general del Comité Ejecutivo Nacional del PRI en el Estado de México, y de Enrique Bringas López, cronista del municipio de Atizapán de Zaragoza, el presidente del Revolucionario Institucional estatal dijo, que la tarea emblemática que realizó López Mateos dignificó la responsabilidad del representante popular, y se convirtió en un ejemplo de lo que es un mexicano convencido de servir a su país.

Iriarte Mercado, sostuvo que uno de los legados del ex presidente de la República es haber hecho de la congruencia, la honestidad y la integridad, valores indiscutibles en el desempeño y quehacer de los priístas.

Por ello, destacó, la importancia que el Revolucionario Institucional se consolide como un partido integral y humano, que sea solidario con las necesidades sociales, y trabaje acorde a las tareas impulsadas por el  gobernador Eruviel Ávila Villegas, y el presidente, Enrique Peña Nieto, fortaleciendo la unidad y el trabajo en equipo.

En su intervención, el secretario de Cultura del PRI mexiquense, Alfonso Malpica Cárdenas, afirmó que Adolfo López Mateos simboliza un gran orgullo para los mexicanos, ya que defendió, entre otras causas, la de la educación; convencido de que con ésta, el crecimiento de la nación sería aún mayor.

Finalmente, José Elías Romero Apis, presidente de la Academia Nacional AC, subrayó que el mejor legado de este hombre destacado fue sembrar en el pueblo mexicano la idea de la grandeza nacional, con la que el crecimiento económico tuvo un auge importante y reconocimiento a nivel internacional.