No todo lo que brilla es oro

0
214

POR Leo ESPINOZA

El lunes de esta semana se comenzó con la discusión de la identidad de género después de una inercia de más de un año de las propuestas presentadas por el PRD el dos de abril  y el veintitrés de julio por parte de MORENA  ambas en el año 2019, con la modalidad mixta participaron las y los legisladores de las comisiones de gobernación y puntos constitucionales, administración y procuración de justicia y género.

La reunión termino en debate, a todas luces poco provechoso sobre quien embanderaba la lucha por los hombres y mujeres trans del Estado de México, ya que en palabras de quienes participaron en dicha sesión todos votarían a favor el proyecto de dictamen, por lo que no había razón de peso para discutir algo que se aprobaría sin miramientos.

Es por ello que se pospuso al viernes once a las 11:00 horas, es decir este fin de semana se tendría un fruto de una lucha que inicio en el 2017, cuando la primera iniciativa para reconocer la identidad de género se presentó por parte del Dip. Jesús Sánchez Isidoro, y elaborada por los activistas Manuel Alfredo Oropeza Flores y un servidor y que en la presentación estuvo Miranda Prent primer activista trans del valle de Toluca ahora radicada en España.

Y es que fue difícil que años atrás la comunidad trans participara públicamente por sus derechos, cuando la voz de la comunidad LGBTTTIQ+ reposaba en una sola figura y que en ese tiempo no había forma de que pudieran hablar por sí mismas.

Es aquí donde se tiene que reflexionar sobre la participación de hombres y mujeres trans, puesto que hoy en día el activismo no esta tan viciado como antaño en el que un hombre gay hablaba por todas y todos, y las mujeres trabajadoras sexuales trasgenero estaban colonizadas, hoy se cuenta con el respaldo de aliados gays y lesbianas que han pugnado para que se les reconozca sus derechos.

Es una profunda lástima que colectivos de Estado de México y algunos de la CDMX radicalizaron la lucha en redes sociales, la pervirtieron, la sectorizaron y ejercieron violencia y separatismo de sus aliados y aliadas históricos, tan bien que iban las cosas, porque repetir conductas que la misma comunidad trans se quejaba o se queja como el que no se les permita marchar con grupos feministas.

Como sea la lucha por los derechos de personas transgenero, transexuales y travestis va creciendo, la próxima semana el Estado de México se podría  unir a las otras doce entidades que ya reconocen los derechos de quien tiene una identidad diferente a la asignada a nacer.

Con ello conlleva otras luchas y otras agendas, pues no solo basta tener documentos que te reconozca el Estado, también es importante velar por la salud, trabajo, discriminación, educación y muchas otras áreas, trabajar con hombres y mujeres trans para empoderarles es lo principal después de la aprobación, para así evitar la violencia, la trata de personas, extorción, prohibir que personas que no son medicas intervengan en los cuerpos de hombres y mujeres con cirugías o inyecciones, es por ello que no todo lo que brilla es oro, el camino es largo para la igualdad de derechos y esto no ha hecho más que comenzar en el EDOMÉX.

 

¡Nos leemos la próxima semana querido lector un abrazo!

Leo Espinoza, abogado, activista, conductor, político y orgullosamente gay.