Altercado

1
96
Foto Juan Hernández
Por Guadalupe de la Cruz
El pleito electoral entre el PRI y sus aliados federales, Partido Verde y Nueva Alianza, va en serio y pasó de los tribunales a los dimes y diretes desde el Instituto Electoral del Estado de México (IEEM).
Luego de que la representación del tricolor ante el IEEM impugnó varias candidaturas del PVEM y PANAL por considerar que se trata de políticos ex priistas que participaron en el proceso interno para la selección de candidatos del Revolucionario Institucional, este domingo el defensor de Nueva Alianza en el órgano electoral, Efrén Ortiz calificó de traición al priismo mexiquense.
“Se hizo un acuerdo entre el PRI-VERDE-PANAL para que ninguno de los partidos  impugnara las candidaturas y al romperlo, el PRI traicionó y violó este principio”.
Lo anterior fue expresado por Efren Ortiz Álvarez, representante de Nueva Alianza ante el Instituto Electoral del Estado de México, precisando que el PRI alega que alrededor de 22 candidatos participaron de manera simultánea en el proceso interno de selección de ambos institutos políticos, lo cual, dijo no es verdad.
“Pues no se puede tomar como participación si solo les dieron un curso de capacitación y les dijeron que no eran idóneo y nunca los inscribieron, el partido de Nueva Alianza lo tiene documentado”.
Ortiz Álvarez, preciso que el tricolor sin duda tiene miedo que el PANAL le gane la elección, “y ojo no fueron todos loa priistas quienes realizaron esta acción, sino la dirigencia estatal”.
El representante de Nueva Alianza ante el IEEM señaló “nosotros somos un partido diferente y no somos parte del tricolor como se ha venido dicienso desde hace mucho tiempo, así como tenemos un trato de respeto con Morena, con el PAN, con el PRD, con el Verde, así lo tenemos con el PRI, sólo se respeto pero de ninguna manera somos lo mismo”.
En respuesta el representante del PRI ante el IEEM, Isael Montoya Arce, dijo que no se trata de traición puesto que en ningún momento se acordó no impugnar candidaturas y lo sucedido es porque PANAL y Verde sí se brincaron una regla no escrita de “abstenerse de impulsar como candidatos a militantes priistas”.
“No hay ruptura, ni divorcio con el PANAL soló estamos haciendo lo que marca la ley, y tampoco lo hacemos por que tengamos miedo de que nos vayan a ganar la elección”.
Asimismo comentó que este tipo de acciones no afectan en nada la imagen y a la candidatura del abanderado del PRI, José Antonio Meado.