Los gays y los medios de comunicación ¿personas o productos?

0
111

POR Leo ESPINOZA

En la actualidad la comunidad LGBTTTI ha logrado abrir cada vez más espacios en muchos ámbitos, sin embargo, se debe reflexionar cuando se trata de una verdadera inclusión y cuando se trata de una estrategia de mercado para posicionar ciertas marcas, en las que la diversidad sexual se vuelve producto y queda en segundo término la visibilidad de las personas.

Hay muchos ejemplos de los que podríamos hablar, pero hoy vamos aprovechar la ocasión para hablar de gays en el mundo de la televisión, que tiene que ver con novelas, programas de revista, deportes, noticieros y un sinfín de categorías.

Si bien el estereotipo que las televisoras han perpetuado del homosexual es de una persona ataviada de plumas, lentejuelas, pelo teñido, amanerada, histriónica, promiscua y objeto de burla que no tenía otro fin que ser señalado para bromas de doble sentido las cosas empiezan a mutar.

Parte del cambio de como representar a gays en la pantalla chica tuvo mucho que ver que los colectivos LGBTTTI pues desde la sociedad civil comenzaron a denunciar estas prácticas. Poco a poco se reformaron las leyes para tener un cuadro normativo que penara la discriminación, otro factor importante fue la decisión de muchas figuras públicas de salir del closet sistemáticamente, contrastando las experiencias de personas reales que se alejaban de lo que se transmitía en los televisores.

Es por ello que comediantes como Eugenio Derbez que cimentaron sus carreras con su personaje “Julio Esteban” burlándose de personas gays o el caso de Adrián Uribe con su actuación como “Carmelo” entre otros tantos van poco a poco cayendo del gusto del público y van optando por personajes menos estereotipados.

El mercado también se ajusta a las necesidades del cliente como lo menciona Dan Olsen y tal vez esta nueva apuesta de televisoras de colocar estratégicamente personas diversas en programas y novelas es para mantener cautivo a un público homosexual cada vez más grande y más visible, pues ahora tal pareciera que la comunidad gay es joven, atractiva y con medios económicos como los nuevos personajes protagonizados por Eleazar Gómez y Sian Chiong de la telenovela próxima a estrenar “La mexicana y el güero” o el recién éxito adolecente “Aristemo” de la novela “El corazón nunca se equivoca”.

Pareciera que así como diversas marcas en la marcha LGBTTTI ofrecen productos y servicios solo en el mes del orgullo, las televisoras usaran la misma estratagema para bañarse de incluyentes mientras engordan el bolsillo, o ¿porque si tanto se quiere contar historias diversas se buscó a un hombre blanco y heterosexual como el actor Gael García Bernal para mostrar la vida de Cassandro un luchador abiertamente gay, moreno, de complexión robusta y moreno?.

No comamos ansias las cosas mejoran pero aún no se logra una igualdad y normalidad de las personas diversas en los medios, no dejemos de problematizar y de reflexionar seamos críticos y veamos lo que sucede a nuestro alrededor con ojo clínico.

 

 

 

 

¡Nos leemos la próxima semana querido lector, beso y abrazo!

 

Leo Espinoza, abogado, activista, conductor, político