El coronavirus COVID-19 es una pandemia: OMS

0
265

REDACCIÓN, El director de la Organización Mundial de la Salud ha caracterizado oficialmente al coronavirus COVID-19 como una pandemia.

Tedros Adhanom Gebreyesus aseguró que miles de personas están luchando por sus vidas en los hospitales, y que se espera que el número de muertes y casos aumente aún más en los próximos días.

“Hemos estado siguiendo la epidemia y estamos profundamente preocupados por los niveles alarmantes de contagio y de su severidad, pero también de los alarmantes niveles de inacción. Es por ello que  hemos evaluado que el COVID-19 puede caracterizarse como una pandemia”, dijo.

En las últimas dos semanas el número de casos de coronavirus ha aumentado trece veces, y el número de países afectados se ha triplicado. Ya hay más de 118.000 casos en 114 países y 4291 personas han perdido la vida.

“Pandemia no es una palabra para usar a la ligera o descuidadamente. Es una palabra que, si se usa incorrectamente, puede causar un miedo irrazonable o una aceptación injustificada de que la lucha ha terminado, lo que lleva a sufrimiento y muerte innecesarios”, dijo Tedros

¿Qué cambia la consideración de pandemia?
“Describir la situación como una pandemia no cambia la evaluación de la OMS sobre la amenaza que representa este coronavirus. No cambia lo que está haciendo la Organización Mundial de la Salud, y no cambia lo que los países deberían hacer”, agregó.

El líder de la Organización Mundial de la Salud aseguró que nunca antes se había visto una pandemia provocada por un coronavirus. “Y nunca habíamos visto una pandemia que todavía pueda contenerse”.

La Organización Mundial de la Salud ha llamado diariamente a los países a actuar y ha hecho sonar la alarma del COVID-19.

Todos los países aún pueden cambiar el curso de esta pandemia
“Como lo he dicho antes, solo mirar el número de casos y el número de países afectados no nos cuenta la historia completa. En los 114 países, más del 90% de los casos están en solo cuatro naciones, y dos de ellos, China y Corea del Sur, tienen epidemias en declive significativo. 81 países no han reportado ningún caso de COVID-19, y 57 países han reportado 10 casos o menos”.

Todos los países aún pueden cambiar el curso de esta pandemia, afirmó Tedros.

“Si los países detectan, prueban, tratan, aíslan, rastrean y movilizan a su gente en la respuesta, aquellos con un puñado de casos pueden evitar que esos casos se conviertan en grupos, y esos grupos se conviertan en transmisión comunitaria. Incluso aquellos países con transmisión comunitaria o grandes grupos aún pueden cambiar el rumbo de este coronavirus”, dijo.

En conferencia de prensa, el director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, indicó que esta decisión se da luego de estar evaluando el brote de coronavirus “y estamos profundamente preocupados tanto por los niveles alarmantes de propagación y gravedad, como por los niveles alarmantes de inacción”.

“Por lo tanto, hemos evaluado que # COVID19 puede caracterizarse como una pandemia”, señaló el jefe de la OMS.

“Ha habido tanta atención en una palabra”, dijo Tedros, afirmando que hay otras que importan mucho más: Prevención, preparación, salud pública, liderazgo político y personas.

“Estamos juntos en esto, para hacer lo correcto con calma y proteger a los ciudadanos del mundo. Es algo que se puede hacer”, dijo Tedros Adhanom Gebreyesus.”Nadie debe equivocarse y creer que una declaración de pandemia implica restar atención a la contención de virus y pasar a una fase de “mitigación”, que consiste en preparar a los sistemas de salud para afrontar una avalancha de casos”, dijo Tedros.

El desafío para muchos países que ahora se enfrentan a grandes grupos transmisión comunitaria no es si pueden hacerlo, sino si lo harán, agregó.

“Algunos países están luchando con la falta de capacidad. Algunos países están luchando con la falta de recursos. Algunos países están luchando con una falta de resolución. Estamos agradecidos por las medidas que se están tomando en Irán, Italia y Corea del Sur para frenar el virus y controlar sus epidemias. Sabemos que estas medidas están afectando mucho a las sociedades y economías, tal como lo hicieron en China”, aseguró Tedros.

Según el médico, todos los países deben lograr un buen equilibrio entre la protección de la salud, la minimización de las perturbaciones económicas y sociales y el respeto de los derechos humanos.

“El mandato de la Organización Mundial de la Salud es la salud pública. Pero estamos trabajando con muchos socios en todos los sectores para mitigar las consecuencias sociales y económicas de esta pandemia. Esto no es solo una crisis de salud pública, es una crisis que afectará a todos los sectores, por lo que cada sector y cada individuo deben participar en la lucha”, afirmó.

Tedros recordó la importancia de que los países adopten un enfoque en que todos los sectores del Gobierno participen, así como de la sociedad para prevenir infecciones, salvar vidas y minimizar el impacto en cuatro áreas clave: preparación; detección y tratamiento; reducción de la transmisión; e innovación.

El director les pidió a todos los países que:

  • Activen y amplíen sus mecanismos de respuesta de emergencia
  • Se comuniquen con sus ciudadanos sobre los riesgos y cómo pueden protegerse
  • Encuentren, aíslen y diagnostiquen cada caso, y rastreen cada contacto
  • Preparen sus hospitales
  • Protejan y entrenen a sus trabajadores de salud
  • Se cuiden  los unos a los otros