No permitiremos que se manche la honorabilidad del Ayuntamiento: JRSG

0
172
FOTO: Especial

Por Guadalupe de la Cruz

Juan Rodolfo Sánchez Gómez, presidente municipal de Toluca, afirmó que su administración está trabajando tarde, noche y día para conseguir recursos y poder cumplir los compromisos que tiene con sus trabajadores; además, precisó que ha debido subsanar deudas pasadas. Una de las consecuencias que esto ha generado, es el retraso del pago a los empleados del Gobierno Municipal.

Luego de la manifestación y movilizaciones por parte de trabajadores sindicalizados del Ayuntamiento de Toluca, acusó al actuar del líder, Juan Gabriel Garduño, de faltar a su palabra y haberle mentido a sus agremiados, pues ha manipulado, dijo, en todo momento la información a su conveniencia; la falta de pago de la quincena de todos los empleados se debe a una falla técnica que estará solucionada a más tardar el lunes, ya que las participaciones no fueron depositadas en tiempo y forma.

“Somos la gestión más austera, no hemos comprado ni un solo auto para el Presidente Municipal o para algún director, síndico o regidor; se suspendieron viáticos y gastos de representación; se redujo en un 18 por ciento el salario de los directores de primer nivel, por lo que no voy a permitir que se cuestione la honestidad con que hemos trabajado en el gobierno de Toluca durante estos dos años y medio”, indicó.

Sánchez Gómez dio a conocer que la nómina quincenal asciende a los 50 millones de pesos, la cual está detenida por razones que desconocen, pero está gestionando para que sea depositada el próximo lunes a todos los empleados y, de ser posible, con la prima vacacional.

De igual forma, destacó que hay quienes siguen enganchados en el proceso electoral y no han entendido que ya terminó, “pero continúan en un ambiente de descalificación que rechazamos contundentemente y, además, no vamos a permitir que manchen la honorabilidad de este Ayuntamiento”.

Finalmente, el Edil toluqueño sostuvo que habrá consecuencias para todos aquellos trabajadores que no acudieron a laborar el día viernes 16 de julio ya que, además, obstaculizaron el ritmo de trabajo del Ayuntamiento, prohibiendo el acceso de los empleados.