Pese a COVID-19, programas de boxeo para presos se mantienen

0
156
Foto: Twitter. @EuniceRendon

REDACCIÓN

Pese a la situación actual en México por el COVID-19, programas como “No tires la toalla” y “Boxeando por la reinserción” se mantienen en línea para seguir con ese apoyo y motivación para los presos.

Así lo manifestaron Eunice Rendón, coordinadora del programa y de Red Viral; Manuel Palma, subsecretario de Control Penitenciario del Estado de México; y Mauricio Sulaimán, presidente del Consejo Mundial de Boxeo (CMB).

“El staff del CMB y campeones han tenido gran interés en estos programas, el compromiso es seguir adelante, tocar puertas, hacer la diferencia. El boxeo es un deporte único, enseña disciplina y cosas que en ningún lugar puedes encontrar, estamos orgullosos de poder aportar a este tema”, dijo Sulaimán Saldívar.

Ex campeones mundiales como Carlos Zárate, Humberto “Chiquita” González, “Pipino” Cuevas y Guadalupe Pintor, entre otros, han tenido la oportunidad de dar clases a los internos.

Pese a la pandemia, el programa no ha dejado de trabajar y este miércoles el exmonarca Gustavo “Guty” Espadas fue el encargado de dar clases a los interesados a través de una plataforma digital, con lo cual se demuestra que no se olvidan de ellos y los apoyan y forman para cuando tengan la posibilidad de recobrar la libertad.

“Queremos generar habilidades (en ellos) para la vida, para cuando salgan sean mejores personas que las que ingresaron al sistema, el programa tiene una visión dual con la parte deportiva, creo que para este tipo de proyectos en particular me ha funcionado el box”, dijo la doctora Rendón.

Agregó que el deporte de los puños tiene algo especial, sobre todo en la prevención de adicciones, pues han podido encontrar ese sustituto de adicción, “para mí es importante el box en estos programas, genera disciplina, para estar en el ring deben echarle ganas”.

El trabajo no solo es deportivo con los internos, sino también en el tema mental con talleres de terapia colectiva y familiar, bajo metodologías del perdón y que tengan ganas de hacer cosas positivas cuando salgan.

Incluso agregó un par de ejemplos, un joven de Morelos que es mecánico y tiene como inspiración el boxeo, y otro que ya salió del penal de Tenango del Valle, Estado de México, y quien ahora da clases de pugilismo a niños y jóvenes.

“Tiene 20 alumnos entre niños y niñas de su colonia, eso es valioso, que una persona que estuvo en prevención hoy evite que más niños y jóvenes lleguen al sistema, hay que apoyarlo, nos tomó en mal momento por el coronavirus, pero sería importante que siga motivado”.

Manuel Palma, en tanto, resaltó que la mayoría de los internos son jóvenes entre 20 y 35 años, con penas de uno a cinco años, por lo cual saldrán relativamente pronto y es por ellos que deben darles armas para que su integración a la sociedad sea de la mejor manera.

Y en el aspecto deportivo resaltó la participación del CMB, pues “para que haya reinserción debe haber no sólo buenas intenciones, sí un contexto institucional con gente profesional para que lo haga”, respaldo que tienen con el organismo verde y oro.

También estuvo en la plática Marcos Arienti, quien en Argentina lleva más de ocho años con el programa “Boxeo sin cadenas”, donde se trabaja en diversos ámbitos para cuando salgan de la prisión sean personas de bien.