Concursos de belleza ¿Son violencia?

0
251

POR Leo ESPINOZA

Durante muchos años en nuestro país y a lo largo del mundo los certámenes de belleza han sido un ejemplo a seguir por millones de mujeres, esto aunque de forma no consiente, genero un estereotipo que si bien cambia con los años, hizo de la mujer un objeto que debía tener ciertas cualidades físicas y de comportamiento que educo a familias enteras y que tuvo graves repercusiones en la autoestima de quienes seguían dichos adoctrinamientos.

Y aunque con los años se democratizo el concepto de belleza en concursos para mujeres delgadas, de tallas plus, de diferentes alturas, para personas trans o hasta con discapacidad el hilo conductor era seguir imponiendo estereotipos.

Hoy pareciera cambiar esta realidad en México pues las diputadas Beatriz Rojas Martínez  de Morena y Frida Alejandra Esparza Márquez del PRD presentaron dos propuestas para reconocer en la Ley General de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia, la “violencia simbólica y mediática”.

La violencia simbólica quedo expresada en la propuesta de ley como la “expresión, emisión o difusión por cualquier medio, ya sea en el ámbito público o privado, de discursos, mensajes, patrones estereotipados, signos, valores icónicos e ideas que transmiten, reproducen, justifican o naturalizan la subordinación, desigualdad, discriminación y violencia contra las mujeres en la sociedad”, mientras que  la violencia mediática es considerada como “la expresión a través de cualquier medio de comunicación de contenidos que, de manera directa o indirecta, promuevan estereotipos de género, así como la humillación, explotación, degradación, desigualdad, discriminación, o cualquier forma de violencia contra las mujeres”.

Ya aprobado este 3 de febrero se espera que sea ratificada por el senado, dicho avance aunque necesario, generara muchos cambios sociales al interior de nuestra nación, no solo en la industria de la belleza, la comunicación, redes sociales y todas aquellas que siguen lucrando con las mujeres que participan, sino que a nivel social también habrá cambios en cómo se auto perciben las féminas, justo estamos en una inmejorable oportunidad de dejar de cosificar a la mujer y abandonar la idea de que debe ser de tal o cual manera.

La pregunta es ¿las mismas mujeres abandonaran los estereotipos que marca el mundo occidental? La respuesta debería ser si, para poder lograr que la valía de ellas mismas no este determinada por los constructos sociales ¿o querrán seguir manteniendo dichas ideas por los privilegios de ser consideradas actualmente como bonitas? Eso no se puede responder aun, por primera vez las mujeres toman rienda en lo público y privado sobre su vida y eso no se puede negar, son tiempos de cambios y esperemos cambios para bien.

 

¡Nos leemos la próxima semana querido lector un abrazo!

Leo Espinoza, abogado, activista, conductor, político y orgullosamente gay.